Textos y fotos »

Google limita el acceso de los anunciantes a los datos de los usuarios

Diario- Sandro Pozzi 14/11/2019
La tecnológica estadounidense eliminará de los procesos de licitación publicitaria la información contextual
 

Los datos son el nuevo petróleo en la economía digital y esa información es clave en campañas publicitarias específicas para llegar a los usuarios. Google, la firma más poderosa en Internet, anuncia ahora que va a introducir un cambio en la gestión de la publicidad que tiene como objetivo limitar el acceso a datos de contexto con el objetivo de responder a las dudas expuestas por los reguladores.

El cambio lo anunció Chetna Bindra, responsable de privacidad de usuarios de la empresa. Las nuevas limitaciones empezarán a aplicarse dentro de tres meses, en febrero de 2020. Ahora, la filial de Alphabet permite a las compañías publicitarias conocer las categorías de los portales o aplicaciones a las que acceder los usuarios, como salud, noticias, el tiempo y música. Esa información sirve para personalizar los anuncios y evita que la publicidad se muestre en los portales o aplicaciones que no se ajustan a la marca. Es decir, el anunciante puede identificar el tipo de contenido donde quiere presentar el producto.

El cambio, asegura Brinda, ayudará a "evitar el riesgo" de que cualquier anunciante pueda "asociar identificadores individuales con las categorías de contenido contextual de Google". En paralelo, va a actualizar la política de consentimiento del usuario para adaptarla a las nuevas reglas europeas de privacidad.

La publicidad que aparece en el buscador de Google representa la principal fuente de ingresos de Alphabet. La firma asegura que su plataforma ya incluye "medidas robustas" para proteger la privacidad de los usuarios, como requerir a los anunciantes que obtengan su consentimiento previo para recibir anuncios personalizados. Este cambio, asegura, "es un paso adicional"

Google anunció el cambio después de que el diario británico Financial Times publicase una investigación que mostraba cómo algunos de los portales de salud más populares en Reino Unido compartían datos sensibles, como síntomas de los pacientes y diagnósticos médicos. DobleClick, su filial de publicidad en línea, era el principal receptor de esta información que después se utilizaba en los procesos de licitación.

"La confianza es la base de un ecosistema publicitario saludable y sostenible", concluye la responsable de privacidad de Google, "por eso trabajamos para garantizar que nuestras políticas y prácticas evolucionen para reflejar las expectativas cambiantes sobre cómo se recopilan y usan los datos". Los anunciantes, sin embargo, creen que este cambio puede dar a Alphabet aún más poder.

"La confianza es la base de un ecosistema publicitario saludable y sostenible", concluye la responsable de privacidad de Google, "por eso trabajamos para garantizar que nuestras políticas y prácticas evolucionen para reflejar las expectativas cambiantes sobre cómo se recopilan y usan los datos". Los anunciantes, sin embargo, creen que este cambio puede dar a Alphabet aún más poder.

Los reguladores en EE UU y en Europa están investigando cómo Google utiliza la información personal de los usuarios para preservar su dominio del mercado de la publicidad electrónica, que se reparte esencialmente con Facebook. El cambio, por tanto, tendría como objetivo demostrar que está dando pasos para minimizar el uso de datos personales y reducir así el riesgo regulatorio.