Textos y fotos »

Telefónica tira los precios con el lanzamiento de O2 para fibra y móvil

Diario- Ramón Muñoz 12/06/2018
La nueva marca ofrece 100 megas de Internet y llamadas ilimitadas por 45 euros en las principales ciudades y prohíbe la publicidad y las llamadas comerciales a los clientes
 

Telefónica ha decidido tirar los precios con su nueva marca de bajo coste en España, O2, que según asegura  la compañía está llamada a revolucionar el mercado de las telecomunicaciones español no solo por las tarifas sino por su nueva manera de relacionarse a través del servicio de atención al cliente. El grupo que dirige José María Álvarez- Pallete entra así de lleno en el lanzamiento de su marca en la fuerte lucha de precios que libran las operadoras para ganar clientes.

O2 tendrá solo dos tarifas: una de banda  ancha y móvil, y otra solo de móvil. La oferta convergente ofrece 100 Mbps de fibra simétrica, 20GB de datos móviles y llamadas ilimitadas de móvil a un precio de 45 euros al mes (IVA incluido) en zona competitiva (las 66 ciudades más importantes) y 58 euros en el resto de España. Por su parte, la tarifa solo móvil ofrece un bono de 20GB y llamadas ilimitadas por 20 euros al mes en todo el territorio.

El lanzamiento del piloto será el próximo 20 de junio aunque la fase comercial empezará en septiembre. Por el momento solo se podrá contratar online a través de la página O2online.es. La nueva marca, tendrá que competir con las franquicias de sus rivales como Amena y Simyo (Orange) y Lowi (Vodafone), pero, sobre todo, con MásMóvil (Yoigo, PepePhone y MásMóvil) que está batiendo todos los récords de captación de clientes de fibra y móvil. Convivirá con las otras dos marcas de Telefónica, Movistar y Tuenti.

Prohibida la publicidad

O2, además de por precios, asegura que pretende también distinguirse por su nueva relación con el cliente. La marca se compromete a no remitir información comercial ni publicidad ni de O2 ni de terceros a ninguno de sus clientes. Siempre que se pueda, el abonado será atendido por la misma persona y los operadores no tendrán ningún incentivo para la venta de productos para evitar el atosigamiento comercial con llamadas telefónicas o mails. .

Además, cuando el cliente reclame se le dará la razón por defecto, y se le devolverá el dinero cobrado indebidamente en la propia llamada, y luego se investigará el caso para dilucidar si la compañía tenía razón o no.

Para contactar, habrá un canal propio de atención telefónico 1551, además de correo electrónico y chat, y no habrá descuentos ni promociones. Las bajas serán inmediatas porque no existe cláusula de permanencia ni se harán ofertas de descuentos para retener al cliente.

Una oferta sencilla

Las tarifas de O2 no son iguales en toda España porque la regulación impone precios regulados en aquellas zonas en las que considera que no existe la suficiente competencia, y obliga a Telefónica a compartir sus redes. La zona de libre competencia son las mayores 66 ciudades de España (ver lista abajo) determinadas por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia. Telefónica ha pedido que se revise esa lista que data de 2016 y se amplíe el territorio no regulado debido a la extensión de las redes de fibra de los competidores.

Para evitar la discriminación entre clientes, O2 buscará una fórmula para compensar los 13 euros de diferencia a aquellos clientes que no estén entre las 66 ciudades no reguladas. La tarifa se bajará inmediatamente a 45 euros cuando la localidad pase a ser considerada dentro de la zona liberalizada por la CNMC.

El responsable del proyecto O2 España (la marca se ha importado de la filial británica de Telefónica) es Pedro Serrahima, el flamante creador de Pepephone, que fue fichado como director de Estrategia Multimarca por Telefónica España. "Es un operador sencillo que apenas necesita unos minutos para darse a conocer. No se dirige a los clientes que vayan buscando el precio más bajo, ni con precios que arrasen en el mercado, sino que se trata de una tarifa razonable y justa. Se puede definir como una oferta premium sencilla", señala Serrahima.

El responsable de O2 aseguró que el objetivo de la nueva marca de Telefónica consiste en "ofrecer un respiro" a los clientes, con atención personalizada, de forma que el empleado del call center deberá resolver las consultas y reclamaciones sin transferir la queja a otros departamentos.