Textos y fotos »

El dueño de ASOS pierde a tres de sus cuatro hijos en Sri Lanka

Diario- El País 22/04/2019
La familia del magnate Anders Holch Povlsen, que posee una fortuna de 7.000 millones, se encontraba de vacaciones cuando se produjeron los atentados
 

Anders Holch Povlsen, dueño del portal de moda ASOS, ha perdido a tres de sus cuatro hijos en los ataques terroristas de Sri Lanka del Domingo de Pascua. Povlsen es el segundo terrateniente privado más grande del Reino Unido y el mayor accionista de la empresa. Justo unos días antes de los ataques devastadores, una de las hijas de Povlsen, Alma, mostró en sus redes sociales imágenes de las vacaciones de sus hermanos Astrid, Agnes y Alfred. No se ha informado cuál de los hermanos ha sobrevivido ni sus edades por deseo de sus padres.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Dinamarca confirmó este lunes que tres daneses habían muerto en los atentados y un portavoz de la familia Povlsen confirmó que las víctimas eran los hijos del multimillonario, que estaban en Sri Lanka pasando las vacaciones de Semana Santa. El padre de Anders, Troels, comenzó su imperio de la moda con una sola tienda en 1975. Povlsen ahora emplea a 15.000 personas y posee marcas como Only, Jack&Jones y Vero Moda, junto con casi el 30% de ASOS. Su éxito le ha ayudado a construir una fortuna que se estima en 5.400 millones de libras, unos 6.300 millones de euros, según algunas estimaciones. Para la revista Forbes superaría los 7.000 millones de euros.

Povlsen, de 46 años, está casado con Anne Storm Pedersen. La pareja se conoció cuando Anne comenzó a trabajar en el departamento de ventas de ASOS. Povlsen, que es el hombre más rico de Dinamarca, pasó a ser propietario de la cadena de minoristas de ropa internacional cuando tenía solo 28 años.

El millonario danés tiene 11 propiedades en Escocia, así como un castillo, que en total cubren cerca 900 kilómetros cuadrados. Posee más del 1% de las tierras de Escocia. Es el mayor terrateniente privado de Gran Bretaña, superando a los duques de Atholl, con algo más de 580 kilómetros cuadrados, e incluso al príncipe de Gales, que posee en torno a 526 kilómetros cuadrados. Povlsen y su esposa Anne son unos enamorados de Escocia y comenzaron a comprar terrenos hasta convertirse en los mayores propietarios de propiedad privada del país.

En una carta publicada en su página web hace unos días, Anders explicó que al morir planeaban traspasar sus propiedades y su visión de "reconstrucción" y conservación de sus tierras en Escocia a sus hijos. La pareja posee una docena de propiedades en Sutherland y las Montes Grampianos, en el centro de Escocia, que representan aproximadamente el uno por ciento del total de las tierras del país. Comenzó a construir este imperio de propiedades en constante crecimiento hace 12 años, con la adquisición de Glenfeshie, un terreno de unos 170 kilómetros cuadrados del Parque Nacional de Cairngorms, por un valor de más de nueve millones de euros. En 2007, Anders y Anne crearon la empresa Wildland Limited como vehículo para llevar adelante la conservación, la protección y el desarrollo sostenible de algunos de los paisajes más hermosos de Escocia. También posee una gran reserva natural en Rumanía, donde protegen lobos, osos y linces.

El matrimonio reside en Constantinsborg, un palacio neoclásico reformado cerca de Aarhus, la segunda ciudad más grande de Dinamarca. Pero, a pesar de todo el dinero que atesora, Povlsen es conocido por haber enviado a sus hijos a estudiar a colegios públicos, lo que demuestra su confianza en la educación danesa, una de las mejores del mundo.